La archi- conocida lámpara Arco es una creación del diseñador Achille Castiglione. Fue diseñada en 1962, dando el pistoletazo de salida a la curva como fuente de inspiración.

Es una lámpara de pie, que destaca por la curvatura de su brazo de acero, un impresionante arco del que la creación toma su nombre. Parte de una base de mármol de Carraca.

Se han realizado algunas colecciones limitadas, con una base de un  mármol diferente, de color negro. Esta base de mármol hace de contrapeso, y su peso alcanza los 65 kg aproximadamente.

La tulipa de la lámpara, conserva al linea curva que define la totalidad del diseño, una tulipa semi esférica realizada el aluminio.

Su brazo es el aspecto más importante de la creación, por su alto nivel estético, pero sobre todo por su alto grado de funcionalidad.

Aporta al espacio en el que va colocada una importante luz directa, pero sobre todo, cumple una misión decorativa. Rellena el espacio en el que se sitúa y pone un toque de elegancia y distinción.

En un  principio se diseñó pensando en la posibilidad de que pudiera iluminar una mesa de comedor, pudiendo colocarla a una cierta distancia, para que la base no estorbara a los comensales.

De esta manera puede actuar como una lámpara de techo pero con la ventaja de que no debe estar colocada en un punto fijo. En la actualidad la podemos encontrar tanto en comedores, como en cualquier otro ambiente.

Fuente: Deco Estilo 

Anuncios