Tradicionalmente, los libros se ordenan por autor, materia, tema, etc. Pero si lo que quieres es darle diseño y sofisticación a tu biblioteca, puedes ordenarlos por color, respetando la escala cromática. Solo debes recordar que el color central es el amarillo. Hacia la derecha ubicas todos los que siguen a la gama de los amarillos: naranjas, rojos, morados y finalmente los azules. Hacia la izquierda deberás ubicar los verdes, desde el verde lima a los verdes mas oscuros.

Clickea sobre las imágenes para ampliar 

Anuncios